Las empresas le han apostado a la innovación de sus equipos con el fin de que el usuario final tenga la posibilidad de utilizar la máquina de una forma más fácil, con mayor rendimiento en el proceso.

Las innovaciones de las máquinas permiten que la curva de aprendizaje sea menor. “Se pretende que la persona que maneja el equipo tenga una curva de aprendizaje de máximo 2 horas”, explica Juan Felipe Ochoa, gerente comercial de canales profesionales de Karcher.

Hoy en día una de las necesidades del mercado gira en torno a la innovación. Por esto, las compañías buscan lanzar máquinas más eficientes y menos demandantes en recursos, con mayores facilidades para el usuario final.

Sabía que Actualmente los supervisores de limpieza, aseo u operaciones de una planta industrial pueden tener un control de las maquinarias con un seguimiento en tiempo real. “Hay muchos temas que van orientados no solamente al tema de la tecnología de las máquinas, sino también al control de ellas en la operación. Karcher cuenta con plataformas de información de software y hardware que le permiten a las compañías administrar los activos”, agrega Ochoa.

Es claro que las máquinas por si solas no tienen el mismo desempeño, si no se acompañan de productos como detergentes de calidad. Estas son algunas recomendaciones a la hora de tomar una decisión frente a la compra de productos adicionales para sus maquinarias:

1 Utilice las máquinas con los accesorios adecuados y con los detergentes indicados para su correcta funcionalidad.

2 Es importante cerciorarse qué tan ácido es el detergente que va a utilizar con respecto a la máquina que tiene en su planta, pues un producto muy ácido puede deteriorar o afectar las bombas internas del equipo de limpieza.

3 Antes de tomar una decisión de compra, recuerde que cada piso y cada superficie necesita un producto determinado para tener resultados eficientes en el proceso de limpieza. Conozca de qué material está hecha la superficie, para así, proceder a comprar el producto más indicado.

Es importante asesorarse frente a la alcalinidad y la acidez del detergente que está utilizando.

“Una operación de limpieza tiene que ser evaluada desde los principales costos que la componen: costo operarios, insumos y herramienta”, comenta Estefan Martínez, líder de desarrolladores de negocio de Rubbermaid. Los costos tienen la siguiente distribución: Frente a los costos

CIFRA:  97% Operarios 2% Herramientas 1% Insumos

En una superficie de un área determinada, sin importar el material del piso, una persona puede demorarse aproximadamente diez minutos limpiando manualmente la superficie, mientras que la máquina lo hace en dos minutos. Es decir, hay un 80% de rendimiento y eficiencia, además de una optimización en los tiempos de limpieza.

Las máquinas para limpieza están desde $4’000.000 de pesos con una vida útil de tres a cinco años. Los únicos repuestos que necesita la máquina son las “microfibras” y escurridores que están alrededor de los $200.000 pesos y tienen una vida útil de seis meses.

Un trapero en el mercado para la limpieza de una superficie de una industria puede estar oscilando entre los $25.000-$30.000 pesos. Si la industria utiliza químicos o ácidos, el trapero tendrá menos vida útil.